El presunto violador múltiple que llegó en patera se niega a declarar porque no quiere que le fotografíen

El marroquí Malek M. S. ya fue sentenciado a siete años de cárcel por un ataque sexual en Francia y ahora afronta una condena de 60 años por la acusación de tres violaciones y un intento de agresión, además de dos detenciones ilegales.

EFE – LAS PALMAS DE GRAN CANARIA. Malek M. S., un marroquí de 29 años que llegó a Fuerteventura en una patera en el año 2003, se enfrenta a una pena de 60 años de cárcel acusado de haber cometido tres violaciones, un intento de agresión sexual, dos detenciones ilegales, un robo con intimidación, dos faltas y un delito de lesiones a un total de cinco mujeres, dos de ellas menores, en la capital grancanaria. El hombre, que ya fue condenado en Francia a siete años de cárcel por un ataque sexual que niega, no quiso este martes declarar ni estuvo presente durante el juicio oral celebrado en la Audiencia.

Debido a su negativa de permanecer en la Sala se leyó la declaración que prestó durante la instrucción. “Mi vida está perdida por causa de las mujeres”, sostuvo, achacando su actuación a una denuncia falsa en Francia por agresión.

Reconoció una de las violaciones, en la que, además, está confirmada su autoría por las pruebas de ADN y por una huella dactilar en el lugar de los hechos. En esta agresión, ocurrida el 3 de mayo de 2005, abordó a una joven en el portal de su edificio y la llevó a punta de cuchillo a un cuarto de contadores donde la violó y le robó todo lo que llevaba encima. El acusado aseguró que “no quería hacerle daño”. La joven sufrió un corte en la cara. Afirmó que no quería herirla pero que ella se movió.

La declaración de la mujer durante el juicio fue estremecedora, como todos los relatos de las víctimas. Recordó que cuando llegó al ascensor Malek estaba al lado y comenzó a hablar con ella. De repente la agarró, le puso un cuchillo en el cuello, la llevó a un cuarto, le vendó los ojos y le tapó la boca para que no gritara. Después la desnudó, la penetró vaginalmente, llegando a eyacular, e intentó la violación anal. “Me puso la mano en la boca y me dijo que si hablaba o gritaba me mataba”. La víctima recordó muy afectada que por momentos no la dejaba respirar.

LO CONOCÍA. La primera violación de la que le acusa el fiscal tuvo lugar el 12 de enero de 2005 cerca de la plazoleta de Farray. La agredida relató este martes que conocía al acusado de vista porque frecuentaban la misma zona.

Esa madrugada ella iba caminando y él la asaltó por detrás, la invitó a una copa pero se negó, le dijo que mirara hacia otro lado y le pegó con un palo en la cabeza.

La joven no recordaba cómo sucedió todo porque estaba drogada pero sí que en un momento se vio en el piso y después estaba contra la pared mientras él la violaba. Ante las preguntas de la defensa, que sostiene que fue una relación consentida, aseguró: “Jamás en la vida mantuve relaciones sexuales con él”.

El acusado aseguró haber tenido sexo con ella bajo la promesa de que le daría droga, algo que finalmente no hizo y que por eso cree que lo denunció.

El relato más desgarrador fue el de una víctima de 13 años. Más de dos años después de los hechos la joven no dejó de llorar cuando tuvo que contar este martes lo sucedido. Narró que el día 24 de abril de 2005, al mediodía, regresó a su casa de jugar y fue a coger el ascensor cuando el acusado apareció por detrás y le puso un destornillador en el cuello.

La obligó a subir las escaleras hasta la azotea y la metió en un cuarto, la obligó a darle un beso, le quitó la ropa, le metió los dedos en la vagina y luego el pene en la boca. La agresión le provocó la rotura del himen. El acusado niega esta agresión pero varios testigos que lo vieron en el edificio ese día lo reconocieron durante la instrucción.

El fiscal Ernesto Viera también le acusa de intentar agredir a una menor de 14 años con el mismo modus operandi de atacar en el portal. En esta ocasión la joven pudo huir. Viera retiró este martes otro intento de violación porque no quedó acreditado, aunque sí mantuvo el delito de detención ilegal al retener a una joven durante 15 minutos.

El representante del Ministerio Fiscal aseguró este martes que aunque las penas pueden parecer elevadas “se nos quedan cortas” por la violencia y el desprecio hacia las personas y a las mujeres en particular.

http://www.laprovincia.es/secciones/noticia.jsp?pRef=1625_4_118224__LAS-PALMAS-GC-presunto-violador-multiple-llego-patera-niega-declarar-porque-quiere-fotografien

Anuncios


A %d blogueros les gusta esto: