Apuñalan y disparan a un hombre tras una discusión de política en un bar

Típica discusión de bar a altas horas de la madrugada y con un par de copas encima. Varios jóvenes parlamentan, al parecer, sobre cuestiones políticas. Los ánimos se calientan y el asunto pasa a mayores. Al final, uno de ellos acaba recibiendo un pinchazo y un disparo en las piernas. Aunque tuvo que ser hospitalizado, las heridas que sufrió no hicieron peligrar su vida.

La pelea, que investiga la Policía Nacional, ocurrió en Semana Santa en Málaga capital, aunque hasta ahora no había trascendido. Según confirmaron varias fuentes consultadas por este periódico, la reyerta comenzó en un bar de la zona de Fuentes Olletas cuando empezaba ya a clarear el día, al parecer, después de una noche de marcha.

La víctima mantuvo una acalorada discusión en establecimiento con un grupo de sudamericanos, con los que, al parecer, conversó de política. Al final, acabaron a golpes en el establecimiento y, según las fuentes, el joven recibió un pinchazo en el muslo con una especie de punzón, que le hirió levemente.

Tras este primer enfrentamiento, la víctima se marchó caminando a su casa, creyendo que todo había terminado. Pero estaba equivocado. Cuando se encontraba a la altura de La Goleta, unos jóvenes pasaron junto a él y le dispararon desde un coche en marcha. Volvieron a alcanzarle en la pierna.

Investigación

El herido ingresó poco después en un hospital de la capital, donde se percataron de que las lesiones que presentaba eran consecuencia de una reyerta. Una patrulla se desplazó al centro sanitario y confirmó que tenía una herida por arma de fuego, por lo que el caso pasó a manos del Grupo de Homicidios del Cuerpo Nacional de Policía. Los investigadores acudieron incluso al hospital para entrevistarse con la víctima, que recibió el alta médica en pocas horas.

Aunque no han trascendido datos de la investigación, se cree que los ocupantes del coche desde el que se produjo el disparo son los mismos que se pelearon con el joven en el bar. Según las fuentes, por la herida que la bala le dejó al joven, utilizaron un calibre pequeño, probablemente del número 22.

En las últimas semanas, los Cuerpos de Seguridad han tenido que intervenir en varias reyertas en zonas de marcha. En Semana Santa, la Policía Local de Benalmádena actuó en una pelea en la que un joven recibió un fuerte puñetazo en la mandíbula, que le hizo perder dos dientas. La trifulca se saldó con un detenido, según informó la policía.

Unos días antes, la Policía Local de Málaga intervino en otra pelea en la puerta de un bar del entorno de los Mártires. Cuatro jóvenes, entre ellos un menor, fueron detenidos tras una reyerta con tres vigilantes del establecimiento, que resultaron heridos de diferente consideración.

Según explicaron entonces fuentes policiales, el altercado pudo iniciarse cuando los porteros les impidieron la entrada al interior del local.

http://www.diariosur.es/20080330/malaga/apunalan-disparan-hombre-tras-20080330.html

Anuncios


A %d blogueros les gusta esto: