Archive for the ‘Matrimonios de conveniencia’ Category

Seguir leyendo »

Anuncios

Un melillense, cuya identidad no ha querido facilitar para evitar represalias, denunció ayer la existencia de matrimonios de conveniencia en la ciudad después de vivir su propia experiencia. Este hombre se casó hace cuatro años con una mujer de nacionalidad marroquí y al poco tiempo se empezó a dar cuenta que el único interés de su cónyuge era conseguir la documentación española. Tan es así que una vez lograda la Tarjeta de Residencia, después de tener un hijo en común, obligó a su esposo a viajar a la Península para estar con una hermana que estaba allí en situación irregular. Una vez ahí, y ver que la relación entre las dos hermanas era muy mala, su mujer le empezó a amenazar con denunciarme por malos tratos, dejó de hacer la comida y le sometió a otras presiones. “Yo recurrí a la Policía para comunicarle estas cuestiones y me dijeron que no podían hacer nada, en cambio sí ella hacía esta denuncia, no tendrían más remedio que detenerme, por lo que me aconsejaron que regresara a Melilla” indicó. Una vez de vuelta en la ciudad, me llamó para que le enviara dinero para retornar. Así lo hizo y regresó, por lo que un familiar les acogió en su vivienda hasta que pudieran salir adelante. “Pero ella no quería esto y le aconsejaron en la calle que la única manera que le dieran vivienda y trabajo era que me denunciara por malos tratos y así lo hizo” cuenta el denunciante. El melillense inició los trámites de divorcio, que ya ha logrado, pero ha sido condenado a siete meses de cárcel por unos malos tratos que niega, por lo que ha recurrido este castigo. “Estoy en disposición de demostrar casos como el mío en el que se casan por conveniencia, en muchos casos con dinero por medio, de 6.000 a 9.000 euros, sólo con la intención de conseguir los papeles” aseguró este hombre.

http://www.melillahoy.es/noticia.asp?ref=38654 

Otras diez personas han sido imputadas, después de que la Brigada de Extranjería del Cuerpo Nacional de Policía detectara un aumento de solicitudes de tarjetas de familiares de la Unión Europea en la Oficina de Extranjería de Santa Cruz. Los acusados son de origen nigeriano, aunque también hay españoles.
EL DÍA, S/C de Tenerife

Policías adscritos a la Brigada de Extranjería y Documentación del Cuerpo Nacional de Policía de la Comisaría de La Laguna han procedido, tras una larga e intensa investigación, a la detención de siete ciudadanos, seis de nacionalidad nigeriana y uno español, dedicados a la falsificación de pasaportes de su nacionalidad, partidas de nacimiento, de bautismo, así como de otro tipo de documentación de la que se valían para contraer matrimonios de conveniencia. Otras diez personas han sido imputadas por este mismo motivo, y en su mayoría son los que, a cambio de dinero y sabiendo que cometían un delito, hacían uso de la documentación falseada.

Las primeras informaciones indicaron la existencia del aumento de solicitudes de tarjetas de familiares de la Unión Europea presentadas en la Oficina Única de Extranjeros de Santa Cruz de Tenerife por ciudadanos nigerianos con el fin de obtener la tarjeta de familiar de comunitario por matrimonio para regularizar su situación en España.

Como resultado de gestiones realizadas por la Unidad Policial se detectaron varios documentos falsos más que habrían sido presentados por sendos ciudadanos nigerianos, habiendo obtenido parte de ellos la residencia y otros que estarían a la espera de su concesión.

Examinada la documentación presentada en las diferentes instancias, los agentes constataron que habían tenido lugar celebraciones de matrimonios en parroquias y registros civiles de varios puntos de España de forma fraudulenta.

Ante este hecho, las investigaciones continuaron para tratar de esclarecer los hechos, ya que por gestiones realizadas por esta Brigada se constató la existencia de más matrimonios fraudulentos.

Asimismo, desde el Cuerpo Nacional de Policía, ya se ha dado cuenta a la Oficina de Extranjería para solicitar la revocación y retirada de las tarjetas de residentes comunitarios de los que ya eran titulares.

Todas las personas detenidas ya han sido puestas a disposición de la autoridad judicial correspondiente.

A dos de los detenidos les constan antecedentes policiales, por estancia irregular, usurpación de estado civil, atentado contra un agente de la autoridad y tráfico de drogas.

http://www.eldia.es/2008-03-20/sucesos/sucesos2.htm

El Grupo de Investigación Especial de la Brigada de Extranjería y Documentación de la Comisaría del Sur del Cuerpo Nacional de Policía de Tenerife detuvo a dieciséis personas relacionadas con los llamados ’matrimonios de conveniencia’ en los municipios de Guía de Isora, Adeje y Santiago del Teide, según informaron a este periódico fuentes cercanas a la investigación de los hechos. Entre los detenidos, hay ciudadanos de nacionalidad venezolana, española y marroquí.

A lo largo de un año de investigaciones, la policía nacional detectó en Guía de Isora tres casos, en Adeje uno y en Santiago del Teide otros dos, aunque “no se descartan más”, añadieron las mismas fuentes.

Para llevar a cabo estas detenciones, el Grupo de Investigación de la Brigada de Extranjería y Documentación ha trabajado conjuntamente con la autoridad judicial, los registros de cada Ayuntamiento y policías locales de los diferentes municipios del Sur donde finalmente hubo arrestos.

Los matrimonios de conveniencia se producen para obtener la nacionalidad española o cualquier otro trámite relacionado que se aleja de cualquier vínculo sentimental.

“Gracias a todos ha sido posible la detención de estos fraudes y de las personas implicadas”, comentaba ayer Jorge Vargas, Juez de Paz de Guía de Isora que organiza unas jornadas el viernes en Santiago del Teide para explicar qué son los matrimonios de conveniencia. Vargas afirmó que “no es fácil detectarlos” y por ello se establecen “protocolos de actuación conjuntos”.

Cuestionarios.Las personas que deciden casarse, al pasar por el juzgado, se les practica una “audiencia reservada” y mediante un cuestionario “se descartan o afianzan posibilidades”, asegura el juez de paz. También hay otros medios para localizar el fraude, como las denuncias.

“Una mujer ya casada denunció a la policía local y dijo que su esposo no le pagaba el alquiler”, explica Vargas. En otros casos, la policía ha seguido al matrimonio y “se ha demostrado que viven en domicilios diferentes”, añade el juez de Guia de Isora.

http://www.diariodeavisos.com/diariodeavisos/content/281070/ 

Hay 38 detenidos, que podrían haber obtenido hasta 600.000 euros con esta práctica.

04/03/2008

Pamplona. (EUROPA PRESS).- Agentes de la Policía Nacional han detenido a 38 personas y han desarticulado una red mafiosa dedicada a introducir ilegalmente en España a ciudadanos nigerianos para regularizar su situación administrativa mediante la realización de matrimonios de conveniencia. Además, han sido imputadas 117 personas.

La organización, asentada en Pamplona, estaba encabezada por un nigeriano que intermediaba principalmente entre ciudadanos de su misma nacionaolidad y españoles para acordar la celebración de matrimonios.

Los inmigrantes pagaban entre 8.000 y 15.000 euros a la red, mientras que los ciudadanos en situación regular recibían entre 6.000 y 9.000 euros, según informó en rueda de prensa el delegado del Gobierno en Navarra, Vicente Ripa. Se estima que la cúpula de esta organización ha obtenido unos beneficios de más de 600.000 euros. Su presunto cabecilla era Agustine E.O., de 36 años y natural de Nigeria, que contó con la colaboración de su compañera sentimental, Beatriz V.L., de 25 años, nacida en Burgos.

El Cuerpo Nacional de Policía comenzó las investigaciones en noviembre de 2007, tras detectar una afluencia de personas en sus oficinas para solicitar permiso de trabajo por tener familiar comunitario. Se han detectado alrededor de 60 matrimonios fraudulentos tanto en juzgados de paz como en parroquias del área metropolitana de Pamplona.

Los futuros cónyuges recibían instrucciones de la organización para simular una relación sentimental ante los funcionarios de los organismos competentes para celebrar los matrimonios. Además, utilizaban testigos pagados y entregaban al contrayente extranjero documentación falsa. La ‘parejà era empadronada por la organización en viviendas en las que nunca habían convivido. Una vez conseguido el Libro de Familia, los inmigrantes solicitaban en las Oficinas de Extranjería la Tarjeta de Residencia por familiar comunitario y posteriormente la nacionalidad española. La organización fijaba pautas severas por las que se imponía el compromiso de que los contrayentes nunca mantendrían una convivencia matrimonial auténtica ni tenían voluntad de formar una familia. De hecho, se concretaba habitualmente el plazo de un año para la separación judicial o el divorcio.

La Fiscalía solicitará la nulidad de esos matrimonios. El delegado afirmó que esta organización “tenía conexiones internacionales no sólo con Nigeria, sino también con Alemania, Bélgica e Italia”. Los arrestados son 21 hombres y 17 mujeres, nacidos entre 1954 y 1986. De ello, 29 tienen residencia en Pamplona, seis en Berriozar, dos en Burlada y otro en domicilio desconocido. La Policía Nacional realizó tres registros en Pamplona y Burlada, en los que intervino once equipos informáticos, una impresora de alta gama, un escáner de alta resolución y una lámpara ultravioleta para la manipulación de documentos. Entre la papelería incautada figuran agendas, libretas bancarias, fotos de carnet e impresos para solicitar la regularización de personas extranjeras, así como documentación falsa (pasaportes de Nigeria, partidas de nacimiento y otros certificados oficiales).

http://www.lavanguardia.es/lv24h/20080304/53442040015.html

  • El arrestado falsificó el certificado del párroco para acreditar el enlace matrimonial
  • La pareja de conveniencia, un indio y una británica, no hablaban el mismo idioma
  • El Registro Civil está revisando todos las bodas católicas en Alicante desde 2004

GEMA PEÑALOSA

ALICANTE.- La investigación abierta por la Policía de Alicante para poner freno a la trama destapada por EL MUNDO dedicada a falsificar documentos eclesiásticos para matrimonios de conveniencia entre mujeres en su mayoría gitanas y hombres hindúes acaba de dar sus primeros frutos.

Los agentes detuvieron a última hora de ayer en la ciudad a Rajeshkumar L.W., de nacionalidad india, después de constatar que fue una de las personas que acudió al Registro Civil con documentación falsa de una boda supuestamente católica para obtener la nacionalidad.

Es uno de los cinco enlaces fraudulentos que investigaba la Unidad contra las Redes de Inmigración y Falsificación de Alicante (UCRIF) y, precisamente, el único que no tenía como contrayente a una mujer gitana. Ella era de nacionalidad británica. Ahora, los agentes buscan a cuatro compatriotas del arrestado.

Al igual que las otras cuatro parejas, ambos presentaron en el Registro Civil de Alicante un certificado falso, con el sello y la firma de un párroco también ficticios, con la pretensión de obtener un Libro de Familia. Pero la intuición de los funcionarios y su peculiaridad como pareja dieron al traste con sus pretensiones. La barrera idiomática pesó demasiado. No se entendían.

El descubrimiento de esta maniobra a través de la Iglesia ha destapado una nueva vía en los matrimonios de conveniencia que, hasta el momento, se libraba de los controles obligatorios para el resto de uniones.

Un acuerdo con la Santa Sede exonera a las personas que contraen matrimonio católico de someterse a las exhaustivas entrevistas por parte de los jueces del Registro Civil para confirmar que su unión no sea fraudulenta.

Dos parroquias de Alicante

La iglesia de San Blas y la Parroquia Nuestra Señora del Carmen de Alicante fueron el objetivo de quienes orquestaron estas bodas. Los cinco certificados matrimoniales presentados en el juzgado contenían el sello y la firma de ambos párrocos falsificados minuciosamente.

Las investigaciones apuntan a que quienes modificaron los documentos podrían haberse servido de alguna boda anterior entre personas de estas nacionalidades que se dio por buena y no se investigó.

Las pesquisas arrancaron tras un caso sorprendente, por la peculiaridad de la pareja. Ambos no podían comunicarse porque no hablaban el mismo idioma pero estaban casados por la Iglesia. Él, hindú, y ella, española y de etnia gitana, se presentaron en el Registro Civil de Alicante dispuestos a llevarse su libro de familia tras contraer matrimonio en una parroquia de la ciudad.

Presentaron el documento que acreditaba su unión sellado con el cuño correspondiente y firmado por el párroco. La singularidad de los cónyuges hizo sospechar al juzgado y citó al cura que, supuestamente, les había casado.

Cinco casos en Alicante

El párroco aseguró que su firma y el sello que figuraban en el certificado matrimonial eran falsos. Es uno de los cinco casos que contabilizó Alicante en 2007.

Las personas que idearon estos enlaces encontraron un auténtico filón en el escaso control de estos matrimonios. En cuatro de los cinco enlaces que investiga la Policía las contrayentes eran gitanas y ellos, hindúes. En la quinta, él era de la misma nacionalidad que los anteriores pero ella era británica.

Éste es el enlace que ha arrojado la primera detención. Se constató entonces que las uniones perseguían ser simples acuerdos comerciales para que uno de los cónyuges consiguiera la nacionalidad a cambio de una suma de dinero que presuntamente recibiría el otro. Desde que se destapó esta trama, el Registro Civil ha comenzado a revisar todas las uniones católicas con extranjeros desde 2004.

http://www.elmundo.es/elmundo/2008/02/14/valencia/1202973960.html 

AGENCIAS. 04.02.2008

  • Se casaban en las parroquias de El Palmar, Cobatillas y La Alberca.
  • Las mujeres no sabían ni el nombre del futuro esposo.

La Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de la Región de Murcia (TSJ) ha abierto una investigación sobre la proliferación de supuestos matrimonios de conveniencia celebrados entre inmigrantes nigerianos y mujeres de etnia gitana, según ha sabido Efe de fuentes judiciales.La voz de alarma, añadieron las fuentes, se produjo al detectar un incremento desorbitado en estos matrimonios contraídos en las iglesias parroquiales de varias pedanías murcianas, como El Palmar, Cobatillas y La Alberca.

Así, al analizar la cifra de estos matrimonios, se comprobó que desde diciembre de 2006 hasta el mismo mes de 2007 se habían efectuado 125, número que siguió creciendo en los meses posteriores a un ritmo inusual.

Aunque en algunos casos los contrayentes varones eran paquistaníes e indios, la cifra más abultada era la protagonizada por nigerianos, muchos de ellos, con residencia en otras provincias españolas, pero llegados a Murcia para la boda.

En muchos casos las contrayentes de etnia gitana desconocían el nombre del varón con el que se iban a casar, del que sólo aportaban como dato que “era de color”.

La Fiscalía del TSJ ha encargado a la Policía Judicial que abra una investigación sobre estos hechos por si estos enlaces esconden matrimonios de conveniencia.

http://www.20minutos.es/noticia/343771/0/bodas/ilegales/murcia/

El Grupo Operativo de Extranjeros de la Policía de La Rioja recibió el pasado mes de octubre una nota interior en la que informaba que ‘habían aumentado en las últimas semanas de forma considerable’ las peticiones de Tarjetas de Familiar Residente Comunitario, por parte de inmigrantes preferentemente de nacionalidad nigeriana que habrían contraído matrimonio con ciudadanas europeas, principalmente españolas. El informe aconsejaba profundizar en la investigación iniciada por si pudiera tratarse de matrimonios fraudulentos de conveniencia -también llamados de complacencia-, que son celebrados exclusivamente con el único fin de conseguir un permiso de residencia en España. Alguna de las personas implicadas en estas bodas fraudulentas residen en otras comunidades autónomas.

La instrucción policial agregaba que, si se confirmaban las sospechas, debía trasladarse la información acumulada a la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de La Rioja para su estudio, hecho que se materializó en los últimos días del pasado mes de noviembre. El informe, muy detallado, incidía en que ‘por manifestación de alguno de los extranjeros’, el ‘papeleo’ era tramitado en un céntrico bufete logroñés especializado en asuntos de inmigración y extranjería, ubicado en la calle Pérez Galdós. La visita al referido despacho profesional figura en varias declaraciones, en las que en ocasiones se detalla incluso el coste del asesoramiento.

Las declaraciones de los funcionarios se realizaron de forma individualizada y sirvió en muchos casos para intuir que, presuntamente, se estaba ante matrimonios convenidos, a veces mediante la promesa de dinero -en un caso se habla de 6.000 euros, en otros una cantidad muy inferior-, entre parejas que no mantenían una vida en común. Incluso en algún caso no habían llegado a conocerse, existían contundentes contradicciones en las declaraciones voluntarias realizadas o hablaban lenguas incomprensibles entre sí para la pareja que se habría cada casado en una ceremonia civil.

Hay que recordar que el contrayente extranjero, al cabo de un año de haber conseguido la ansiada Tarjeta Familiar de Ciudadano de la Unión Europea, puede solicitar la nacionalidad española al cabo de un año. El informe desvela datos importantes y contundentes para el desarrollo completo de la investigación policial. Por ejemplo, se detalla el caso de un juez que se negó a ejecutar el matrimonio civil y el asesor letrado de la pareja se la llevó a inscribirse en el Ayuntamiento de Logroño como pareja de hecho.

O cómo se realizó un empadronamiento con una dirección ficticia, de modo que cuando los funcionarios acudieron para que el aludido fuera preguntado ‘in situ’, en el municipio de Briones, se encontraron con que su supuesta vivienda era un edificio en construcción. O declaraciones en las que consta que una persona sigue soltera, a pesar de que haya constatación del matrimonio fraudulento. La falta de colaboración ha sido frecuente en las declaraciones de los presuntos afectados.

http://actualidad.terra.es/provincias/rioja/articulo/rioja_investigacion_destapa_auge_matrimonios_2168028.htm

Abogados españoles cobran 3.000 euros a los inmigrantes para conseguir esposa o marido y obtener así la residencia legal. Muchos se conocen en el Registro Civil.El problema de los llamados matrimonios de complacencia es un fenómeno muy común en los países sometidos a fuerte inmigración y que comienza a tener bastante importancia en nuestro país que ha pasado de ser “un país de emigración al extranjero”, a ser “un país receptor de ciudadanos que llegan de otros países para vivir aquí[1]”.

Según los datos facilitados por el Instituto Nacional de Estadística referentes al año 2004, en España se registraron 30.930 matrimonios en los que al menos uno de los cónyuges era extranjero: Por estado civil, el grupo más numeroso fue el de los solteros de edades comprendidas entre los 28 y 30 años.

Por provincia de residencia del matrimonio, el mayor número se situó en: Madrid (5.059), Barcelona (4.489), Valencia (2.536), Alicante (1.716), Málaga (1424) e Islas Baleares (1.367).

Siendo española la esposa y extranjero el esposo, los más llamativos fueron los contraídos con originarios de América (3.628), Europa (3.182), África (1.927) y Marruecos (1.098).

Siendo el cónyuge español y extranjera la contrayente, destacan respecto de la nacionalidad esta última los celebrados por naturales de América (8.585), Europa (3.652), Colombia (3.040), Ecuador (1.094), África (1.072).

En base al principio de buena fe, no siempre que nos encontremos ante un matrimonio mixto, debemos pensar que se trata de un matrimonio de complacencia pues es evidente que existen los matrimonios por amor y en los que la diversidad de culturas supone un gran enriquecimiento para la pareja aunque también es cierto, que es en este grupo donde se sitúan los matrimonios blancos.

Mediante este tipo de enlaces, no se busca en realidad contraer matrimonio entre un nacional y un extranjero, sino que se pretende bajo el ropaje de esta institución y generalmente previo precio, que un extranjero se aproveche de las ventajas del matrimonio a los efectos de regularizar su estancia en el país o de obtener de forma más fácil la nacionalidad del que aparecerá formalmente como su cónyuge, siendo bastante frecuente entre los contrayentes, la existencia de un acuerdo -expreso o tácito- de que una vez producido el matrimonio no habrá convivencia marital, no formarán una familia y pasado el tiempo que se estipule, se instará la separación judicial o el divorcio.

También, este tipo de matrimonios[2] «son facilitados por redes organizadas que pretenden de este modo retener a sus víctimas en el negocio de la prostitución, a la vez que captan mediante la recompensa de una cantidad de dinero a incautos o personas sin escrúpulos que estén dispuestos a figurar como futuros esposos en el expediente matrimonial seguido al efecto».

En mi experiencia como trabajadora social he podido tener conocimiento acerca de cómo se organizan los matrimonios de conveniencia en Marruecos.

Entrevisté a varias personas, quienes me informaron de que este tipo de enlaces se paga entorno a cantidades que oscilaban entre las trescientas y las quinientas mil pesetas aunque también hubo quien me contestó, que estas uniones son relativamente frecuentes en Ceuta, donde una parte de la población tiene la nacionalidad española y la otra no, casándose los nacionales españoles con sus familiares y amigos marroquíes, más por hacerse un favor y para que éstos obtengan el beneficio de la nacionalidad que por la existencia propiamente dicha de dinero.

Por amigos y conocidos, originarios de distintos países iberoamericanos pero que viven en España, estoy al corriente de que allí los matrimonios de conveniencia son una realidad bastante frecuente, y no sólo con españoles sino también con americanos.

Un día, hablando con un amigo cubano, me narró el caso de una chica uruguaya, que hace años pagó por casarse con un conocido suyo de nacionalidad americana la cantidad de 5.000 dólares (unos 5.0000 euros).

No se descubrió el fraude de dicho matrimonio pero sé que la contrayente se quejó mucho de la dureza en la investigación que para comprobar la certeza de su matrimonio, realizó el Departamento de Migraciones de los Estados Unidos, incluyendo visitas domiciliarias sin avisar.

Este mismo amigo, me informó de otra amiga suya colombiana, que tiene allí una agencia matrimonial y le ha propuesto que busque aquí en España, varones que quieran casarse con chicas colombianas, a cambio de dinero.

Por algunas asociaciones de rumanos en España sé que hay hombres españoles de edad bastante avanzada que se acercan en busca de mujeres rumanas jóvenes y guapas con la intención de ayudarlas a regularizar su situación en nuestro país a cambio de que compartan con ellos su vida.

También, navegando por internet he podido encontrar distintos foros en los que aparecen anuncios donde se buscan hombres o mujeres para casarse por conveniencia[3] y la página web de Pablo X. de Sandoval[4], en la que literalmente puede leerse: “Matrimonios por conveniencia con inmigrantes, un negocio para los españoles.

Buscar marido para conseguir los papeles. Abogados españoles cobran 3.000 euros a los inmigrantes para conseguir esposa o marido y obtener así la residencia legal.

Muchos se conocen en el Registro Civil y después no se vuelven a ver. Antes de los cinco años, con la ciudadanía en la mano, pueden divorciarse”.

Existen culturas, como la china o la musulmana entre otras, donde el matrimonio de la mujer, es concertado desde el momento de su nacimiento, con algún familiar o amigo vinculado a la familia y en base a intereses económicos.

En el caso de las mujeres marroquíes de ambiente tradicional[5], resulta que cuanto más tradicional y pobre es el ambiente, más joven se casa la muchacha y así la familia, se libra de cargas económicas.

El hecho de casarse tan jóvenes no les resulta extraño, ya que están habituadas a oír hablar de matrimonios precoces, aunque la espera del día de la boda, la viven con angustia porque representa ese momento del que las mujeres hablan con misterio y emoción.

La desposada no conoce a su marido hasta la noche nupcial, a menos que se trate de un primo cercano.

En la cultura china[6]: «Los padres organizan el matrimonio desde la niñez. Interviene también una casamentera y un adivino para ver las fechas de nacimiento de los novios sean propicias.

Las bodas se producían en invierno, cuando la gente descansaba. Luego se hacía una exhibición con la dote que entregaba el marido.

El novio iba a buscar a la novia, y la llevaba a su casa en medio de ceremonias de veneración a los antepasados.

Allí se celebraba un banquete durante tres días. Había una clara división del trabajo por sexos.

Raramente se divorciaban. Los viudos se volvían a casar, a veces recurriendo al matrimonio por rapto».

Este planteamiento que hoy en día choca con el existente en los países más avanzados democráticamente, es soportado en España por un determinado sector de la población femenina, me refiero concretamente a la mujer de etnia gitana.

Estas mujeres, a quienes se casa casi siendo unas niñas por la ley gitana, no pueden revelarse ante dicha boda si no quieren sufrir el rechazo de su familia.

Reflexionando acerca de los hechos anteriormente expuestos, me pregunto: ¿existe un verdadero consentimiento matrimonial en los enlaces contraídos por estas mujeres? y, esta ausencia de consentimiento, ¿es igual que cuando se trata de un matrimonio celebrado entre un extranjero y un español con el propósito de facilitar al extranjero regularizar de una forma más rápida su situación en España?.

Es evidente que no. En los dos casos, estaríamos ante un matrimonio nulo por simulación.

El extranjero, no simula su voluntad de casarse –dado que sí desea hacerlo, pero la intención que persigue con dicha boda, no es la de fundar una familia sino adquirir con más facilidad la nacionalidad española y transcurrido un determinado tiempo, separarse.

En el caso de las mujeres chinas, árabes o gitanas, es la propia cultura la que potencia y refuerza esta clase de enlaces.

Estas mujeres, aceptan la boda y simulan su consentimiento en el momento de la celebración -a pesar de no tener voluntad de emparejarse formalmente con esos hombres-, y lo hacen, más por una presión familiar y el temor de no desagradarles[7], que por la presencia propiamente dicha de intimidación[8].

Fuente: http://www.porticolegal.com

http://www.elporvenir.com.mx/notas.asp?nota_id=182585 

Asaltaban a representantes de joyería y a narcotraficantes para apoderarse de estupefacientes.

21.11.07 – 10:29 – EUROPA PRESS | MADRID

 

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Madrid a cinco atracadores de nacionalidad colombiana que se hacían pasar por policías y asaltaban a representantes de joyería y a narcotraficantes de su misma nacionalidad con la intención de apoderarse de estupefacientes. Los detenidos, integrantes de la banda de ‘El Flaco Wilson’, estaban reclutando nuevos miembros, procedentes de Estados Unidos y Colombia, con la intención de intensificar sus actividades en España.

En el año 2004 todos los investigados trataron de regularizar su situación en España contrayendo en la ciudad de Valencia ‘matrimonios blancos’ con ciudadanos españoles en el intervalo de tres meses. Esta maniobra fue detectada y denunciada por los investigadores ante la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de Valencia , cuyo titular dio las oportunas instrucciones para proceder a la anulación de todos ellos.

A día de la fecha se han dictado sentencias en varios juzgados de primera instancia de Valencia , acordando la nulidad de esos matrimonios. Está todavía pendientes la celebración de varios juicios por estos hechos.

En los registros realizados por los agentes se han intervenido cinco armas de fuego, placas y carnés de policía falsos, así como piezas de joyería y vehículos, entre otros efectos, informó el Ministerio del Interior en un comunicado.

El grupo desarticulado dedicaba gran parte del capital en efectivo que obtenía con sus actividades ilícitas a conceder préstamos a otros delincuentes de origen colombiano, a los que cobraban elevados intereses mensuales.

La operación ha sido realizada por la Brigada Central de Crimen Organizado de la Comisaría General de Policía Judicial. Según informó Interior, las investigaciones se iniciaron hace tres meses al tener conocimiento de que una banda de atracadores de origen colombiano, asentada en España, estaba reclutando nuevos miembros. El grupo se dedicaba, principalmente, a cometer robos a representantes de joyería y asaltos a narcotraficantes para apoderarse del estupefaciente y del dinero producto del negocio ilícito.

La banda estaba liderada por W.R.H.C., alias ‘el flaco Wilson’ e integrada por varios individuos, algunos de los cuales habían sido detenidos en el año 98 después de asaltar en la provincia de Almería a un representante de joyería.

Además, parte de sus miembros fueron igualmente investigados y detenidos en el año 2005 después de que estuvieran sometiendo a vigilancia a presuntos narcotraficantes colombianos en Madrid, con la intención de asaltarles. En uno de los vehículos que les fueron intervenidos se les ocuparon dos pistolas.

A los investigados se les imputa también la comisión de un robo con fuerza en una vivienda de Elda (Alicante), en el que se apoderaron de 30 kilos de cocaína. En esa ocasión, los ahora detenidos consiguieron eludir el dispositivo policial establecido por la Brigada Central y agentes de la Comisaría de Elda.

A mediados del mes de octubre se supo que parte de la banda se había trasladado a Holanda y Bélgica con la intención de cometer robos a representantes de joyería. Los agentes belgas lograron detener in fraganti a todos los que se habían desplazado allí en una operación desarrollada en Bruselas cuando trataban de asaltar a un representante de joyería.

Las detenciones practicadas por la Policía belga motivaron que, por parte de la Brigada Central de Crimen Organizado, se intensificaran las investigaciones para proceder a la desarticulación de los miembros de la banda que permanecían en España. Las gestiones realizadas por los agentes españoles permitieron localizar los domicilios en los que se escondían los arrestados, en la ciudad de Madrid.

También se pudo verificar que estaban vigilando a un traficante de drogas, en una localidad cercana a la capital, con la intención de apoderarse de un importante alijo de cocaína con el que iba a salir de su domicilio. Los agentes comprobaron además que los detenidos no utilizaban sus propios vehículos, sino que se desplazaban en dos Renault Megane, que escondían en garajes alejados de sus domicilios. Uno de ellos había sido sustraído, llevaba placas de matrícula dobladas, y era utilizado para esconder las armas de fuego.

Como consecuencia de las investigaciones, se estableció un dispositivo policial en las inmediaciones de sus domicilios que culminó con la detención de los cinco integrantes del grupo.

Los detenidos son W”.R.H.C., alias ‘el flaco Wilson’, de 39 años; H.H.C., alias ‘el gordo’, de 41 años y que tenía en vigor una orden de ingreso en prisión; O.A.H.C., alias ‘Omar’, de 40 años de edad; J.A.P.H., alias ‘calvo’, de 39 años y con una orden de detención e ingreso en prisión; y J.L.S.C., de 44 años.

En los registros practicados se intervinieron cinco armas de fuego, algunas con la numeración de serie borrada; placas y carnés falsos de la Policía Nacional, grilletes, y lanzadestellos azules de los utilizados con carácter exclusivo por las fuerzas y cuerpos de seguridad; pasaportes falsos; dos ordenadores portátiles; varias piezas de alta joyería con diamantes; cinco vehículos de lujo, uno de ellos sustraído, y 20.000 euros en efectivo

En uno de los vehículos recuperados se hallaron además tres armas de fuego escondidas en un habitáculo practicado en el salpicadero del coche, que se abría mediante un ingenioso mecanismo electrónico diseñado por un profesional.

Los detenidos habían obtenido durante los últimos años un extraordinario patrimonio, valorado en varios millones de euros, que habían invertido en numerosas propiedades inmobiliarias en diferentes puntos de España. También se comprobó que dedicaban gran parte del capital en efectivo a la concesión de préstamos a otros delincuentes de origen colombiano, a los que cobraban un interés de entre un 5% y un 7% mensual. Según una primera estimación, la banda podría tener actualmente prestado más de 800.000 euros.

 

http://www.lasprovincias.es/valencia/20071121/local/sucesos/detenidos-atracadores-querian-regularizar-200711211029.html